domingo, 31 de agosto de 2008

¿Sueño Americano o Sueño Caleño?


Este correo me lo envió mi hermana, y decía expresamente que le parecía interesante para el blog. La verdad es que por esta vez también coincidí que resultaba interesante. En realidad aunque hay una que otra cosa por ahí rara, en general me gustó bastante, y si tienes ganas de buscar tus sueños, tal vez esto te ponga a pensar un poco (aunque espero que no te frustre).


¿Sueño americano?

Conquistar el Sueño Americano, ó Europeo es relativamente fácil:

Trabajar como una mula, pagar 'bills' y comprarse un carro, tal vez, una casa, y si a eso le añadimos conseguir marido o mujer gringa, ó europea estamos hechos... y la hicimos! Pero estando en tierra americana, pegándole a la comida chatarra, haciendo ejercicio para no perder lafigura (ni la razón), respetando las leyes, siendo buena, pocas'parties', porque aquí uno viene a practicar el lema de Uribe,trabajar, trabajar y trabajar, uno se pone a pensar (y eso, cuando de vez en cuando queda tiempo para ponerle cuidado a esa parte del cerebro):

¿no será mejor conquistar el Sueño Caleño?

Voy a describirlo:

1.Empieza uno a llamar a la casa, a los amigos y cada dos lunes al mes,como mínimo. Todo el mundo anda de parche, que se fueron pa' la finca,que están en Calima, que en Juanchaco, que en el río, y entonces uno hace la pregunta del millón: '¿pero, por qué si hoy es lunes?'. Y claro, es que es lunes festivo.
En Estados Unidos no hay feriados, sólo dos o tres al año.

2.El dato número dos, determinante en la construcción del Sueño Caleño,es la popularidad. No hay que negar que uno conoce 'a medio Cali', ya sea por la universidad, el trabajo, las rumbas, las fincas... En fin,siempre que uno se pega sus 'shoppinadas' en Chipichape o Unicentro,pues no faltaba el man o la vieja conocidos. Y eso, ni se diga de ir acine o a la Loma de la Cruz o a Pizza al Paso.
En tierra americana, dé gracias a Dios si la gente que trabaja con usted se acuerda de su nombre, porque por el apellido (Res... ¿qué?) ni pregunte. Y si además tuvo la 'suerte' de protagonizar, hace como medio siglo, un comercial de Gases de Occidente, que se transmitió por Telepacifico, pues siempre es difícil que uno salga de su casa y los vecinos no digan '¡ay!, allá va la pelada del gas'... ¡Eso duele!

3.Y aquí entra el tercer factor.... los vecinos. El placer de fisgonear, de rajar de la del frente, de ver los mejores espectáculos de acción y bala en frente de la casa, en vivo y en directo, sin policía que se tire la fiesta, sólo ocurren en Cali. No sé ustedes, pero yo sí extraño la 'ventaneada' con mi mamá, las historias de mis vecinas, los líos de faldas, las infidelidades y otro tipo de temas que hacían la vida más fácil, más amena, menos ajena.
En mi vecindario americano nunca pasa nada: no pelean, no llegan borrachos, nadie da serenatas, no hay peladitos jugando en la calle hasta la medianoche, no juegan 'ring ring corre corre', no quiebran el vidrio y no hay oportunidad de decir: '¡vea, este gamín, a jugar a la cancha!'.

4.Y es que para que haya vecinos, tiene que haber ciudad... y ese es el cuarto aspecto: Cali. Cali es sabor, olor a chontaduro y a mango biche viche. Caminar por Cali es un placer, ver árboles, ver carros, buses... gente. Cali huele a pandebono, sabe a buñuelo, respira azúcar, tiene problemas, como todas las urbes, pero está viva. El Sueño Caleño sería pegarse una caminata por toda la Quinta, comprarse una arepa en la Loma de la Cruz, pasar por el Oeste y comprarse una mazorca, luego echarse una cervecita por el Conservatorio, atravesar la Sexta y llegar hasta Chipichape. Y, claro, nada de esto tiene sentido si uno no tiene su parche, su combo, su élite.
Nadie nos dice que el paquete del Sueño Americano no incluye amigos. Nadie nos dice que el Sueño Americano se paga con la soledad.
Pero en el Sueño Caleño seguro te vas 'de fincho' con tu grupo, los del colegio, los de la piscina, los de la U, los de la rumba, los del trabajo, los de teatro y los que están ahí para siempre, los manes y las viejas que te entienden, que hablan tu idioma y, sobre todo, que conocen tu historia.


5.Y el quinto y más importante aspecto que casi completa este increíble Sueño Caleño, que sólo conseguís por unos US$500, que cuesta el pasaje de regreso, se llama familia. No hay cosa más berraca que pasar un cumpleaños trasmitido por teléfono, porque en la tierra del Tío Sam no hay tiempo para acordarse, ni para hacerte la fiestica con las tías y las primas, ni para que te regalen una pendejadita, ni para armarte una rumbita 'sorpresa' en la casa de un amigo. Nadie te dice Feliz Cumpleaños con el corazón.
En el Sueño Caleño tenés el derecho a decir que tenés más de 30 primas y unas diez tías, que se reúnen en la casa, que sí, que de vez en cuando pelean, pero siempre están ahí, para vos, en las buenas y en las malas.

De esta manera, llego a la conclusión de este catálogo sobre El Sueño Caleño: es más fácil conquistar el Americano que dejar de extrañar, de sentir, de pensar que en tu cabeza, tu mente y tu corazón todavía corre un Papagayo ruta 8, Un Blanco y Negro Ruta 6 lleno de buenos recuerdos,amigos, mamá, familia y nostalgia.

Que Cali es Cali y lo demás es loma, incluso el tan nombrado y engañoso Sueño
Americano.

¡Que viva Cali Ve....!

11 comentarios:

Hada sin varita mágica dijo...

Recuerdo mucho la papagayo ruta 8 q en mi caso tocaba el trayecto completo desde el control hasta univalle... Me quedo con el sueño caleño =)

Anónimo dijo...

La primera vez que fui a cali una de las cosas que me sorprendio fueron esos nombres de las rutas de los buses, el tal papagayo, las rutas blanco y negro. En Medellin los buses suelen tener los nombres de los barrios así que estaba como o_O

Juan Mad Z dijo...

Huy que buen artículo, yo tambien apoyo el sueño Caleño o Colombiano, así la vida es mil veces mas bella...

Patton dijo...

me recuerda un post que hice alguna vez sobre el tema del desarraigo.

Aquí tendremos muchos problemas y limitaciones, pero jamás seremos unos extraños.

ianck dijo...

pues siendo mas pesimista, falta agregarle al sueño caleño la atracada con botella entre la quinta y la sexta (que de paso te hace comprar otro costoso celular), la matada de un amigo en un bar por que la novia de un traqueto lo miro con ganas(ahora lavaperros pues los traquetos estan en via de exticion) el abuso de la policia en la universidad, el pasaje superalto del papagallo o del blanco y negro,y por supuesto el regeaton o el vallejarto en el mismo bus, los vecinos bullosos que no te dejan dormir de viernes a sabado, las vias en mal estado y las roscas que hacen que compitas por los puestos por tus habilidades si no por cuantos amigos tenes

me parece que el sueño caleño tambien tiene sus cosas malucas no es peor o mejor que el americano solo diferente

Lolo dijo...

Wow.
Que buen articulo, tu hermana tenía razón. Con todas las cosas malas que tenemos en Cali (porque son bastantes) da pena decir que uno se olvida, culpado por la rutina, y la buena publicidad de 'sueño americano', las cosas que hacen que uno quiera esta tierra de alguna manera.

JuanFalla dijo...

Un amigo me dijo esto hace varios años al respecto del tema de este post:
"El Sueño Americano se logra fácil: no es sino trabajar, trabajar y trabajar, que uno termina con un... sueño! Queda listo pa' irse a dormir!"

Just Me_R dijo...

Hola

Sabes que leer tu post me hizo entender porque añoro tanto la tierrita, aunque igual vivo en Colombia, Cali es Cali con todas sus imperfecciones y dolores de cabeza.

Pero de todo eso lo más cruel es que a pesar de que la añoro, no me regresaría a vivir alla por lo menos durante un buen tiempo...

edilay dijo...

Buen artículo que despierta la nostalgia por la sucursal del cielo a quienes hemos tenido el placer de vivirlo.

mas con internet dijo...

muy buen articulo, pero cabe aclarar a todos y cada uno de los que lo han comentado, que cali seria una mejor ciudad de no ser por la ignoracia del pueblo pueblo, que cegado a elegido las dos ultimas administraciones anteriores a la de ospina.
En las cuales los ladrones de cuello blanco se robaron el progreso de nuestra ciudad, la inversion social y la educacion.
"un pueblo con educacion es inteligente, razona y cultiva el sentido de pertenencia"

franklin dijo...

yo no cambio a cali por nada, me sentí identificado con el articulo. cada rincón de mi bella cuidad, han quedado recuerdos desde ni niñes hasta hoy en día. alli fui donde empezó toda mi historia. mi sueño de volar. mis primeros amores, donde me crié,y sin contar con las anécdotas que he vivido en cada rincón de mi linda cuidad, no tiene sentido irse a buscar el sueño americano cuando eso es una carcel disimulada me quedo pobre en mi cali pero feliz. porque esta es mi sucursal del cielo