sábado, 13 de marzo de 2010

El vuelco del cangrejo

Bueno, ayer finalmente me la vi, estaba lleno el teatro (incluso algunas personas se sentaron en el piso), la presentación de la producción fue corta (y esto es importante, porque algunos directores/productores le dan más importante a la cháchara que a la obra) y empezó el viaje.

Y digo viaje porque esto no es una película per se, es una un diario de viaje a uno de los lugares más recónditos y exóticos que existen en Colombia, y es el pacífico colombiano.

Si ya se ha estado allá, se comprenderá enseguida que el ritmo lento, el sonido ambiental que lo envuelve todo, y la tranquilidad y facilidad con que ocurre todo son tan típicos de esta zona, que uno no hace más que evocar constantemente los recuerdos y añorar volver.

Si no se ha ido, este primer viaje virtual al pacífico les dará una muy buena introducción a la calma reinante de este bello paraje.

Lo curioso, es que como es un viaje, la historia no pasa. Es decir, el espectador en la película es como un turista más, cuando uno llega, ya la historia había comenzado hace rato, cuando uno se vá, la historia seguirá por mucho más tiempo, sin embargo, el tiempo que uno estuvo ahí, le muestra con suficiente claridad los problemas sociales, humanos y económicos que se tienen, sin necesidad de ser un panfleto reaccionario, sino una historia que acontece. Si uno decide actuar, pues vaya y actúe.

El sonido es bellísimo, la fotografía es genial, los tiros de cámara muy especiales.

Si no se la han ido a ver, no esperen.

6 comentarios:

kxi dijo...

En serio no esperen. Sino la sacan este fin de semana.

Yo también me la vi anoche y me gustó mucho. Claro que mis ojos son los ojos de "una madre" como me dijo un amigo hoy. Porque me alegra mucho que Papeto haya iniciado su carrera con pie derecho.

A resaltar, el sonido, la tranquilidad que produce puede llegar a enloquecerte (como dice Cerebro). A resaltar la propuesta: sólo tres actores, y la gente viviendo su vida normal. Una propuesta difícil de llevar por parte del director y que puede llegar a sentirse odiosa. Me gustó el trabajo actoral, incluso de los actores naturales, que simplemente fueron ellos. La fotografía, en cambio, a la cual le tenía muchas ganas, se pierde un poco en la pantalla grande. Tal vez se vea mejor con una resolución más adecuada. Si, sigue siendo Cine independiente, y una propuesta nueva para el país, así que no quiero engañar a nadie: Si le gustan las películas de balas y acción y viejas buenas donde no haya que pensar mucho, ésta tal vez no será la suya. Pero si le quiere dar una oportunidad se va a llevar una grata sorpresa. Porque tampoco se necesita pensar mucho, sólo sentir el sonido, el tiempo y el mar. Déjese llevar y déjese arrancar una sonrisa por esa gente que hoy tiene olvidada.

Haga dijo...

A mi la película me encanto y Macaco tienes razón, ando reantojado de volver a encontrarme con mi rebelde pacifico, que sentía que me llamaba por esa pantalla. La fotograba me gusto muchísimo, el viaje por el manglar, la ambientación natural de ese paraje… sin palabras. Rico también ver caras que algún día pille ensayando en la U, haciendo tan buen trabajo y nada, en lo que a mi respecta es una exlente película, me encanto… y ando con fiebre de pacifico… ve!!, Gracias!!

christian dijo...

Hola… les cuento que fui con mi novia y con gran ansias de verla, nos pareció excelente esta obra maravillosa, una obra del verdadero cine independiente, mejor dicho me dan ganas de volver a la Barra ya que revivió esos momentos en que visitaba ese sitio tan esplendido , ya que con esas fotografías, los escenarios, el elenco, los libretos y sobre todo ese paisaje pacifico nos deleito por completo. Obra sencilla, corta y al natural, y que chévere que tenga buena acogida, la verdad me siento orgulloso de mi Pacifico viéndose en la pantalla grande.

Me gustaría que sigan haciendo obras de este tipo y a los que no la han visto…pues que esperan.

Un saludo

Penélope Miranda dijo...

Pues yo quería entrar al sorteo de las entradas gratis, pero en mi caso habrían tenido que sortear también boletos de avión y estancia en hotel porque los leo desde la Ciudad de México. Tanto y tan bien se ha hablado (escrito) de esta película que se me antojó verla, pero claro, acá es prácticamente imposible que nos llegue cine latinoamericano que no haya ganado 15 premios ya (y a veces ni así).

Para mi sorpresa, ahora se celebra el festival de la Ciudad de México y descubrí que uno de los eventos es una muestra de cine latinoamericano, en cuyo programa se encuentra "El vuelco del cangrejo". Así que espero poder verla y compartirles mi opinión, aunque ya de por sí es muy bueno -y creo que ustedes estarán de acuerdo conmigo- que nos lleguen películas del cine independiente y en nuestra lengua, hasta acá; ojalá se mantenga el intercambio.

Anónimo dijo...

Reseña de la película:

http://seudonimato.wordpress.com/2010/03/22/el-vuelco-del-cangrejo-solo-porque-prometi-resenarla/

Sama dijo...

Mucho ruido y pocos cocos. Por fin me la pude ver y de paso hacerme a una opinión propia.

La película evidencia inexperiencia por parte de su creador en varios aspectos. Tiene momentos en los que se abusa de la pasividad, y no creo que porque ello sea pretendido, sino que el entorno ayuda que esos momentos se puedan soportar y en unos pocos, disfrutar.

También me parece que se abusa del 'actor natural' y que por este motivo, el argumento concluye de forma precipitada. Además, la crítica a los medios, la cual es más que ocasional, no luce espontánea.

Sin embargo, después de todo, El Vuelco sirve para volver a demostrar que con poco y buena intención, se puede lograr hacer cosas interesantes y mejores que otras, que desaprovechan el recurso invertido.

El que disfruta del Pacífico, le saca gusto. No podría asegurarlo para los demás.